NOVEDADES

El Gobierno comenzó con la organización del “Gran Día” dando por hecho la aprobación de la Ley Bases el próximo jueves

El 9 de Julio, Javier Milei quiere llevar a cabo la firma del anunciado “Pacto de Mayo”, con los gobernadores, ex Presidentes, gremios y Justicia, el “Gran Acuerdo Nacional” de diez puntos que el Presidente convocó el 1° de marzo pasado y que nunca vio la luz por las interminables negociaciones en el Congreso.

El Gobierno inició los preparativos de los eventos del Día de la Independencia, que empezarían en Buenos Aires con un desfile militar y culminarían en San Miguel de Tucumán, con un acto del Presidente con los gobernadores. La secretaria general de la Presidencia, Karina Milei, será la encargada de la puesta en escena junto con el asesor Santiago Caputo, custodio de la estética y el concepto libertario. La aspiración de la Casa Rosada es que la jornada patria tenga un aura trascendental, con Milei como protagonista histórico.

Hay dos factores que ponen un signo de interrogación sobre los preparativos oficiales. El primero es de agenda: cerca de Milei pretenden que la firma del “Pacto de Mayo” se realice de noche -en el prime time de la televisión-. Pero ese día, a las 21 horas, será la semifinal de la Copa América, que le gana en atractivo a cualquier hecho político. Por eso no se descarta algún movimiento en la hora o incluso en la fecha del acto con los gobernadores.

Advertisement

El segundo condicionante es político. Entre la sanción definitiva de la Ley Bases y el 9 de Julio hay solo 12 días y el Gobierno debe persuadir al grueso de los gobernadores a que firmen los diez “mandamientos liberales”. Se verá si los mandatarios provinciales se prestan al juego del Jefe de Estado sin someterlo a una negociación previa que les permita tener injerencia sobre el texto. Hasta ahora, cada vez que el Poder Ejecutivo inició una discusión a libro cerrado, fracasó.

La Casa Rosada aceptó modificaciones en “Pacto de Mayo” original. Según fuentes gubernamentales, confirmaron que se incluyó un compromiso con la Educación Pública, tal como reclamaron la UCR e importantes organismos de la sociedad civil, como la Coalición por la Educación.

La idea oficial es que los acuerdos del pacto sigan siendo diez, por lo que podrían resignar el punto nueve, que propone “una reforma política estructural que modifique el sistema actual”. “Se volvió a redactar, ya hubo reacomodamientos en el texto”, reconoció un importante colaborador oficial.

Este lunes, Osvaldo Jaldo, viajó a Buenos Aires con el objetivo de mantener reuniones en la Casa Rosada para ajustar los pormenores del Día de la Independencia. Es uno de los mandatarios peronistas que está decidido a colaborar y hacer buenas migas con la gestión libertaria. Jaldo, que se reuniría con funcionarios nacionales, también tenía previsto encontrarse con diputados de Tucumán para colaborar con la sanción del nuevo Impuesto a las Ganancias en línea con las pretensiones del Gobierno Nacional.

Advertisement

De no mediar nuevos inconvenientes, Jaldo será el gobernador anfitrión del Pacto de Mayo, un puesto que originalmente había tenido su par de Córdoba, Martín Llaryora, pero el plan nunca terminó de madurar porque el Senado estuvo lejos de aprobar la Ley Bases con los tiempos previstos por el Gobierno.

Desde el Gobierno Nacional están evaluando, junto al Ministerio de Defensa, los detalles técnicos del desfile militar que planifican montar, con mucha pompa, en Buenos Aires, quizás en la Avenida del Libertador en horas de la mañana. La Iglesia también tendría su lugar. “El 9 de Julio la idea es que haya Tedeum, desfile militar y Pacto de Mayo”, dijo un importante funcionario cercano a Karina Milei.

Advertisement
COMPARTIR NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *