El kirchnerismo tucumano y de todo el país se ríe en tu cara: creen que por ponerte plata en el bolsillo (que dura 2 días) irás como zombie a votarlos

Los escándalos son infinitos pero solo recordando los de la última semana es suficiente para asquearse

Un tal “Chocolate” Rigau fue descubierto sacando dinero de un cajero automático en la ciudad de La Plata con 48 tarjetas de débito de empleados de la legislatura (¿fantasmas?) de la provincia de Buenos Aires. Batakis, directora del Banco Nación, nombrando a su ex marido en un cargo jerárquico del banco, contratando a “Pity” la numeróloga para que “le cuente su suerte” y pagándole casi 2 millones de pesos. Además, de otorgar sueldos de 9 millones de pesos y un bono de 300 mil pesos a los empleados del banco.

Hoy salió a la luz fotos del Jefe de Gabinete del gobierno de Kicillof en Marbella, junto a una modelo, en un yate que cuesta 11 mil euros por día, tomando champagne y comprando en una tienda de lujo (LV).

Massa dejando bombas económicas con el famoso “Plan Platota”. Haciendo lo inimaginable para poder sumar puntos en las próximas elecciones presidenciales.

Tucumán, una de las provincias más pobres de Argentina y con el Índice de Precios al consumidor más alto del país. Con cero inversión en infraestructura en los últimos años. Cloacas destruidas, escuelas que parecen ranchos, una salud que lleva 10 meses de paro, transporte público obsoleto y con paros frecuentes, amenazas de bomba diarias (a escuelas y diferentes instituciones) que no pueden ser resueltas, un gobernador ausente y otro electo que no sabe qué hacer. Con todo ese triste panorama, ellos los políticos, siguen haciendo actos políticos masivos con gente acarreada y fotos con grandes sonrisas como si todo estuviese espectacular.

¿Saben por qué?. Porque están convencidos que los tucumanos y el resto del país son un rebaño de ignorantes, que el día de las elecciones los llevaran de las narices a votar y les pondrán plata en el bolsillo y seguirán 4 años más.

Lo que no se dan cuenta (los políticos K) es que la gente ya “les picó el boleto”. Se dejaran llevar a votar, recibirán la plata pero votaran a la oposición, porque son pobres pero no comen vidrio. Ya comieron durante muchos años.

COMPARTIR NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *