Osvaldo Jaldo: ¿será el peronista moderado que transformará Tucumán al estilo Schiaretti en Córdoba?

Por estilo propio, por subsistencia o porque empieza a verla (se dio cuenta que la sociedad se cansó del populismo), los pasos que está dando son un guiño para la población, más que para sus dirigentes nostálgicos del kirchnerismo

Fue el primer gobernador peronista que decidió aplicar un ajuste bien asumió, adelantándose a lo que quería aplicar el Gobierno nacional. Aunque le faltan un par de decisiones que le reclaman los tucumanos: deshacerse de su ministro de Desarrollo Social, ex piquetero y líder del Movimiento Libres del Sur y Barrios de Pie, Federico Masso, envuelto en una grave irregularidad; la venta ilegal de mercadería que entrega el ministerio que preside. Lo otro que se le reclama a Jaldo es su opinión contraria (aunque no depende directamente de él) al grosero aumento de las dietas (100%) de los príncipes (legisladores) de Tucumán.

Ahora, el gobernador decidió apoyar la Ley Ómnibus, aportando tres diputados (Agustín Fernández, Elia Mansilla y Gladys Medina) de los cinco que cuenta la provincia (los que votarán en contra son : Pablo Yedlin y Carlos Cisneros).

Los antecesores de Jaldo (José Alperovich, Juan Manzur) gobernaron en pleno populismo/kirchnerismo con fondos discrecionales en abundancia que llegaban a Tucumán y que, lejos de haber mejorado la infraestructura, caminos, cloacas, rutas, etcétera, despilfarraron en, quizás, engrosar sus arcas personales e invertir en ganar elecciones (acarreo, bolsones, pago de troqueles).

Osvaldo Jaldo, por necesidad o por convencimiento, decidió gobernar diferente (hasta ahora, recién empieza). Quizás, se inspiró en un ex gobernador peronista de la provincia de Córdoba, Juan Schiaretti, quien gobernó (2007-2011 y 2015-2023) con gran popularidad y la posicionó como una de las mejores de Argentina con una fuerte inversión en infraestructura.

EL gobernador tucumano tiene altas chances se pasar a la historia como un gran líder y conductor de la población que mejore la vida de los tucumanos, o convertirse en un populista/kirchnerista más del montón, “Rey” de una provincia feudal que cuando deje el poder quedará repudiado y en el olvido como los anteriores que ocuparon el mismo cargo.

TICHO para Sin Codigo Tucuman

COMPARTIR NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *