Breaking News

El gobernador mantiene la decisión de diálogo abierto con la Casa Rosada

El gobernador de Tucumán, Osvaldo Jaldo, estuvo presente en FENOA (Foro Económico del Noa), donde habló ante el público presente. Allí afirmó que el bloque de diputados Independencia, integrado por tres parlamentarios tucumanos, votará la Ley Bases y el paquete de leyes fiscales, reclamados por el Gobierno Nacional para enderezar el rumbo económico de la Argentina.

“Las variables macroeconómicas se están acomodando. Las flechas están cambiando de dirección. La inflación es más baja; el dólar está estable; bajaron las tasas de interés y, de a poco, vuelve el crédito. Todos necesitamos que la economía empiece a funcionar. Todos y todas tenemos que aportar”, dijo el mandatario avalando su posición dialoguista con la gestión nacional.

Hasta aquí, el mandatario tucumano la tiene clara; y no es de ahora, ni por conveniencia o presión nacional. El hombre la vio desde el inicio de su gestión, el 29 de octubre pasado, antes que ganara la presidencia Javier Milei.

La provincia cuenta con siete legisladores nacionales PERONISTAS (y otros de distintos signos políticos), que deberían estar alineados con el rumbo que quiere dar el primer mandatario tucumano: 5 diputados nacionales (Agustín Fernández, Elia Mansilla, Gladys Medina, Pablo Yedlin y Carlos Cisneros) y 2 senadores nacionales (Sandra Mendoza y Juan Manzur).

De estos siete legisladores se espera, por lógica, que apoyen las iniciativas de Jaldo ya que él tiene la máxima responsabilidad de que Tucumán no tenga sobresaltos, pueda pagar sueldos, se hagan obras públicas, mejore la seguridad, haya clases, se combata el narcotráfico, etcétera.

Sin embargo, sólo tres de esos legisladores están alineados con las ideas del Jefe máximo de la provincia. Ellos son: Agustín Fernández, Elia Mansilla y Gladys Medina (diputados nacionales) quienes salieron del bloque Unión por la Patria y formaron el bloque Independencia. Luego están los díscolos (para Jaldo) que son: Pablo Yedlin (diputado nacional) que responde al ex gobernador Juan Manzur y a nivel nacional coquetea con los K y con Sergio Massa; y Carlos Cisneros (diputado nacional) que va más de librepensador a nivel provincial, pero totalmente alineado al gremio de La Bancaria, que son parte de la CGT.

Dentro de los senadores peronistas por Tucumán están: Sandra Mendoza, esposa de José “El Mellizo” Orellana, que aparentemente respondería solo a su marido, y éste responde al que le convenga según el momento. Y Juan Manzur, de quien se sabe poco que piensa, es una piedra tallada a mano. Quizás, solo responde a sus propios intereses. Estos dos senadores le dieron la espalda a Jaldo. Así lo demostraron en sus acciones en el Senado de la Nación.

Por los tanto, la buena voluntad del gobernador tucumano para con el Gobierno Nacional, sólo puede ser concretada aportando tres de los siete votos posibles.

TICHO para Sin Codigo Tucumán

COMPARTIR NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *