Circclo: un emprendimiento de jóvenes tucumanos en crecimiento que cuida del medio ambiente

Una propuesta innovadora que hace eco en la sociedad

Circclo es un emprendimiento tucumano de triple impacto: económico, social y ambiental, liderado por jóvenes de la provincia con el fin de eliminar los plásticos de un solo uso. “Actualmente el modelo de consumo es lineal: comprar-usar-descartar, que genera un 40% extra en el precio final por el packaging descartable que paga el cliente y que luego lo descarta, lo cual genera grandes problemas medioambientales”, remarcó Bautista Garzón, uno de los dueños de esta iniciativa. 

“La iniciativa surge a partir de ver la cantidad de plásticos que se generan en un hogar por el consumo diario de productos básicos. Buscar una solución a un problema real que afecta al planeta, como el de los plásticos. Y por último, entender que la necesidad del cliente no es el envase si no el producto que lleva dentro y cuestionarse acerca de porqué el cliente está haciéndose cargo de pagar por un envase descartable que a fin de cuentas lo termina tirando a la basura”, contó el emprendedor. 

“Es un dato de que una botella de plástico tarda unos 450 años en degradarse. Las cualidades del material plástico: barato, ligero y fácil de producir han llevado a que su producción alcance cantidades a las cuales somos incapaces de hacer frente. Solamente una pequeña fracción de los plásticos que son descartados se recicla, un 2% efectivamente se recicla según informes del Foro Económico Mundial. Es importante adquirir prácticas que corten de raíz el problema como la reutilización, ya que el mejor residuo es el que nunca se genera”, explicó Garzón. 

La empresa empezó a operar con ahorros de los fundadores. “Somos tres los que estamos trabajando en este proyecto: Santiago Casanova, Licenciado en Marketing; Francisco Palou, Ingeniero; y yo, Bautista Garzón, Licenciado en Administración. En 2019 decidimos juntarnos para hacer algo que realmente mueva la aguja. La iniciativa surgió de estudiar el modelo de consumo y de producción actual, y de advertir la cantidad de envases plásticos de un sólo uso que generamos para atender nuestras necesidades básicas, como ser detergente, jabón para lavar la ropa, etcétera. Queríamos buscar una solución a un problema real y global. Según el Foro Económico Mundial, el 98% de los envases del mercado en términos generales son descartables”, explicaron.

Los emprendedores acotan que, detrás de Circclo, existe el deseo de cambiar un statu quo y de revolucionar la manera en la que la población consume en el día a día. “Hoy ya somos un equipo de por lo menos 13 integrantes comprometidos con este propósito”, agrega Garzón. Palou explica: “la idea per se es lógica e intuitiva, ¿por qué pagar por un envase que uno no usa y desperdicia? Pero hay tantas grandes marcas globales detrás de este negocio de alguna manera impulsándolo, que es difícil encontrar soluciones como la que proponemos nosotros. Circclo tiene como reto ofrecer la posibilidad de comprar los productos de las grandes marcas con su sistema de reutilización de envases. La manera de lograrlo es 100% mediante tecnología”.

Los creadores de Circclo están de celebración. Por primera vez consiguieron que inversores externos confíen en su emprendimiento, nacido en Tucumán, y aporten U$S150.000 (aproximadamente $150 millones), que llevan la valuación del emprendimiento a U$S1,5 millón ($1.500 millones). “Es un hito muy fuerte, que nos pone contentos. Con el capital recaudado vamos a poder implementar los desarrollos tecnológicos que estábamos buscando. Creemos que con la tecnología se pueden abordar problemas globales y la financiación nos permite llevar adelante una expansión del producto. Sabemos que el problema de los envases de plástico es algo que va a llevar su tiempo, pero esto ayuda, acompaña el proyecto y valida nuestra visión”, explica Garzón.

¿Cómo funciona? Así lo explica Garzón: “Básicamente nos llamas y pedís el producto. Ahí pagas el envase por única vez, lo terminas de consumir, nos volvés a llamar y te hacemos la retornabilidad puerta a puerta”, pudiendo recargar el producto sin pagar otra vez el packaging, explica y agrega: “La tasa de reutilización es uno de los indicadores más importantes de nuestro negocio y hoy está en más del 80%”.

El emprendimiento en la web: circclo.com

COMPARTIR NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *