Breaking News

Magdalena Espósito Valenti y Abigail Páez, declaradas culpables por el homicidio y abuso sexual contra Lucio Dupuy de cinco años, recibieron una terrible golpiza en el Complejo Penitenciario N.º 1 de San Luis. Las reclusas fueron aisladas para resguardarlas y brindarles atención médica. Días previos al incidente, la madre de Lucio Dupuy y su novia estaban en la Seccional Sexta de Santa Rosa, pero por “serios incidentes” ocurridos a las afueras del lugar, fueron trasladas al Penitenciario de San Luis. Al llegar al lugar, las demás reclusas las recibieron con una feroz golpiza.

Este viernes 17, el Tribunal de Audiencias de Santa Rosa dictaminará la condena para Magdalena Espósito Valenti y Abigail Páez, ambas fueron declaradas culpables por el delito de homicidio triplemente calificado por el vínculo, alevosía y ensañamiento. La fiscal Verónica Ferrero pidió que se les aplicara prisión perpetua, por el horrible crimen que perpetuaron contra Lucio. El papá de Lucio Dupuy, pide que se le aplique la pena máxima a las asesinas de su hijo, mientras que el abuelo del nene, insistió, en que se las encarcele en cárceles separa, para que no tengan comunicación entre ellas. Finalmente, un día después de que la asesina y su pareja, fueran sentenciadas por el Tribunal de Santa Rosa, Abigail Páez solicitó la posibilidad de someterse a una terapia hormonal masculinizante. El requerimiento fue negado de inmediato por las autoridades y desató un repudio masivo en las redes sociales.

COMPARTIR NOTICIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *